Zonas lecheras

Consorcio Lechero > Tecnoláctea > Producción > Zonas lecheras

El sector lácteo comercial de Chile se concentra entre la región de Valparaíso y la región de Los Lagos, que es donde se dan las condiciones más propicias para alcanzar niveles competitivos de producción para el mercado interno y el de exportación. Tradicionalmente, se ha separado a los productores en 3 zonas principales: centro (regiones de Valparaíso, Metropolitana y O’Higgins), centro-sur (regiones del Maule y Biobío) y sur (regiones de La Araucanía, Los Ríos y Los Lagos), pero con el fin de generar información más específica se han identificado en este territorio 8 macrozonas que cuentan con características geográficas, edafológicas, climáticas, agroecológicas y/o económicas similares para la producción de leche. Sin embargo, dada la gran variabilidad en la gestión de los recursos intraprediales (suelo-planta-animal), y de las tecnologías aplicadas en el sistema lechero, se genera una gran diversidad de sistemas con distinta productividad y eficiencia técnico-económica. Ver macrozonas lecheras de Chile (http://www.consorciolechero.cl/chile/pags/macrozonas.php)

En términos generales, se ha agrupado a los productores de leche según zona geográfica, número de vacas productivas (Tablas n° 1 y 2), y según el régimen de alimentación (pastoreo-confinamiento-mixto) que utilizan. En la zona sur se concentra la mayor proporción de vacas (considerando pequeños y grandes productores) y se observa también que los sistemas a pastoreo son más comunes respecto de los predios que se encuentran más hacia el norte, que utilizan generalmente sistemas mixtos o de confinamiento. Esto último se relaciona con el uso que se le da al terreno existente en cada zona. En la zona centro el suelo está bajo riego y se usa principalmente para la siembra de cultivos anuales, como el maíz, la avena, la cebada y el trigo, además de algunas praderas de larga rotación como la alfalfa y en menor proporción praderas de rotación corta. En la medida que se acercan a la zona sur, se puede observar que el uso de suelo se destina mayoritariamente a la mantención de praderas y en menor medida con la siembra de cultivos anuales. Sin embargo la intensificación de los sistemas lecheros requiere terreno para la siembra de cultivos forrajeros en ciertas épocas del año para complementar a las praderas.

zonas

Tabla n°1: Número de productores por zona y tamaño (Informe final “Caracterización de los productores lecheros, usando bases de datos disponibles”)

zonas2

Tabla n° 2: Existencia de vacas lecheras por zona y tamaño (Informe final “Caracterización de los productores lecheros, usando bases de datos disponibles”)

Este escenario se debe a las evidentes diferencias de clima que existen entre cada zona productiva. Las temperaturas y las precipitaciones del sur favorecen el crecimiento de las praderas, y con esto es posible la mantención de sistemas mayoritariamente pastoriles. Por otro lado, el clima templado con las altas temperaturas y baja pluviometría de la zona central hacen más difícil la mantención de ese tipo de sistemas, por lo que se debe recurrir a la utilización de forrajes conservados y bastante suplementación.
Dada nuestra naturaleza, es imposible concebir para nuestro país la implementación de un solo sistema productivo, por esto es que la clasificación de las regiones y sectores del país en distintas zonas y macrozonas puede servir como un perfil modelo productivo referencial.

Consorcio lechero, 2013
Con el aporte de:
Francisco Lanuza
Médico Veterinario, Ph. D
INIA Remehue

  Referencias:
-AgrosurGESTA. 2012. Informe estudio” Caracterización de los productores lecheros, usando bases de datos disponibles”. 24p.
-Bywater, A.C. 2010. Identificación y Monitoreo de Sistemas de Producción de Leche Competitivos por Macrozonas Lecheras en Chile (Anrique, R, trad). 44p.